jueves, 2 de febrero de 2017

Bizcocho de zanahoria y almendra


Hoy llega una receta dulce. ¿A quién le amarga?
Las tartas de zanahoria tuvieron su auge con las restricciones de azúcar.
Aquí, como siempre, podemos atrevernos a reducir azúcares
y llevar mejor aquello de la conciencia.
De todas maneras, el consejo siempre es que probéis tal cual
y luego modificar al gusto si procede.
Este bizcocho no resulta nada empalagoso
y, quien no lo sabe, no adivina su ingrediente principal
a excepción de la almendra que le da su textura característica
lejos de los bizcochos comunes.
Aquí os la dejo. Para empezar febrero, con ilusión!

Ingredientes
200 g de azúcar
Unas tiras de piel de limón (sin parte blanca)
300 g de zanahoria pelada y en trozos
4 huevos
80 g de harina de repostería
1 sobre de levadura química en polvo
1 pellizco de sal
300 g de almendra molida

Preparación
1.- Humedecer con agua un trozo de papel de hornear y ponerlo en un molde alargado. Esto permitirá que el papel sea moldeable y se adapte mejor. La alternativa sería untar el molde con mantequilla y espolvorear con harina.
2.- Precalentar el horno a 180º (sin aire)
3.- Poner en el vaso el azúcar junto con las pieles del limón y pulverizar durante 20 segundos en velocidad 5.
4.- Incorporar las zanahorias y trocear 20 segundos en velocidad 5.
5.- Añadir los huevos y batir durante 5 segundos en velocidad 7.
6.- Agregar la harina, la levadura, la sal y las almendras molidas y mezclar 6 segundos velocidad 4. Acabar de mezclar con la espátula. Verter la mezcla en el molde preparado.
7.- Hornear durante 40 minutos.

Nota.- Una receta adaptada del libro "Repostería y Pastelería I" de Vorwerk

3 comentarios:

  1. Laltre dia el vaig fer i em va quedar boníssim! !!!! Més sencill imposible! !!!!

    ResponderEliminar
  2. El vaig fer fa uns dies.... bonissim!!! I sobretot, fàcil de fer!!!!

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...